Cuando un lector comienza el entrenamiento en técnicas de Lectura Rápida, una de las frases que escucha es que va a realizar ejercicios con los ojos; lo cual mejorará su velocidad lectora.

Y una parte del entrenamiento consiste en realizar estos ejercicios que mejoran la habilidad visual, para promover que el reconocimiento de la información se realice con rapidez y exactitud: es el aspecto mecánico de la lectura, también llamado automatismo.

El lector necesita reconocer información con rapidez y exactitud y para lograrlo se realizan ejercicios en "el gimnasio de los ojos". En donde entrena, por ejemplo, uno de los movimientos que el ojo realiza en la lectura: el movimiento sacádico.

El movimiento sacádico es el que hace el ojo al desplazarse entre los puntos que se están observando. Al leer, el punto de observación son las palabras. Este movimiento dura de 25 a 40 milisegundos. En ese minúsculo lapso de tiempo el ojo no obtiene información, es decir, no estamos leyendo. Después del movimiento el ojo se posiciona en su objetivo y puede extraer información, permaneciendo estático aproximadamente 250 milisegundos. A los movimientos sacádicos se les llama así porque son como sacudidas súbitas de los ojos que ajustan intermitentemente su posición sobre el objeto a observar.

Dicho movimiento está compuesto por dos elementos: ritmo y precisión, son los elementos que el entrenamiento en lectura veloz modificará.

El Gimnasio de los ojos

Tenemos más de 10 años de experiencia y métodos comprobados

Contactános